14 de marzo de 2013

¡Habemus Papam!

Tomás Alfaro Drake

¡¡¡¡¡Habemus Papam!!!!! La elección de Francisco ha sido, creo, una sorpresa para todo el mundo. No creo haber oído ninguna “quiniela” en la que estuviese él. Lo que nos recuerda la verdad de las palabras de Jesús a Nicodemo: “El viento sopla de donde quiere; oyes su rumor, pero no sabes ni de dónde viene ni a dónde va. Lo mismo sucede con el que nace del Espíritu”. Por tanto, con nuestra pequeñez de hombres sólo nos queda agradecer al Espíritu que haya soplado sobre Francisco y seguir rezando para que éste sepa desplegar las velas de la barca de Pedro para que el viento del Espíritu la impulse.


Pero como, al fin y al cabo, somos humanos, no podemos sustraernos de emitir nuestro parecer, y ahí va el mío. Me parece excelente que sea jesuita y jesuita tradicional. Un jesuita tradicional es garantía de una solidez de roca y si esta roca es la Roca, pues, ¡qué más se puede pedir! Me parece excelente que venga de América. Es un paso más para reafirmar la universalidad de la Iglesia. Tercer Papa reciente que nos libera del “provincialismo” del Papa italiano. Si un día el Espíritu nos trae un Papa italiano, estupendo, pero no por ninguna razón consuetudinaria de que “deba” ser italiano. Tal vez la crítica más mordaz que he oído es que no actuó como esperaban los que lo critican contra la dictadura argentina. No sé cuál fue su comportamiento, pero quien espera que ante una dictadura los obispos declaren a la Iglesia en huelga para protestar, no saben lo que dicen. El primer deber de un obispo es garantizar a su pueblo el acceso a los sacramentos, con democracia o con dictadura. Lo demás es autoproyección política. Me hubiese gustado que hubiese sido más joven, para poder actuar con fuerza en la limpieza que la Iglesia necesita en ciertos aspectos, pero, ¿quién soy yo para enmendarle la plana al Espíritu?

Me ha parecido maravilloso su silencio para darnos la ocasión de rezar por él como ha pedido desde el primer minuto del pontificado. Su presentación básica como Obispo de Roma me da pie a pensar, no sé si precipitadamente, que va a ejercer su primado con un sentido de Colegialidad que, sin desmentir en absoluto que él es Padro, la cabeza de la Iglesia, la Roca, el vicario de Cristo en la tierra, puede ser un magnífico acercamiento al ecumenismo. Dios quiera que pueda avanzar en la unión con ortodoxos y protestantes.

Una última cosa. (esto es un soplo de alguien que sabe más que yo) Este Papa es Francisco, no Francisco I. El ordinal sirve para diferenciar al X del VI, pero cuando sólo hay uno, el ordinal sobra. Cuando en determinado momento de la Misa se reza por los primeros Papas, no se dice Lino I, Cleto I y Clemente I, sino, simplemente, Lino, Cleto Clemente. Y esto me gusta porque, aunque no tenga nada que ver, hay dos reyes Francisco I que no despiertan en mí más que rechazo uno y lástima el otro. El del rechazo es Francisco I de Francia, coetáneo de Carlos V y rey traidor donde los haya, capaz de dejar a sus hijos como rehenes de un pacto para incumplirlo inmediatamente y de pactar con el Turco que, allá por el siglo XVI, estaba sitiando Viena. El de la lástima es Francisco de Asís, marido de Isabel II y rey consorte de España, personaje patético donde los haya. Así que, para mí, Francisco y no Francisco I.



Recemos por el Papa Francisco, como él nos ha pedido que hagamos.

2 comentarios:

Javier Novoa C. (Stitch) dijo...

Hola! pues bienvenido sea Francisco (el primero de su nombre :P) . Yo trabajo mucho con franciscanos y a todos nos dio gusto el nombre elegido ;)

Sobre lo de su papel en la dictadura era de esperarse, luego luego hay que buscar escandalo y ya sabes, como con las juventudes hitlerianas de Ratzinger.

Me senti muy muy movido cuando vi que pidio la oracion del pueblo sobre el, y luego (o fue antes creo) cuando nos pusimos a rezar juntos antes de dar su bendicion :D

Estoy de acuerdo con el deber que tiene como obispo y lo de su papel cuando la dictadura. Sin pretender cuestionarlo, mas bien comentando aqui el punto. La Iglesia tiene tambien una dimension de su mision en el corte profetico, y no solo a nivel escatologico por lo que los sacramentos representan, sino tambien a nivel denuncia, como Amos o Isaias vamos. Como sea, de todas formas hay muchas cosas. Tambien esta para considerarse lo que el mismo Jorge Mario Bergoglio ha dicho sobre el asunto: El Cardenal Bergoglio habló de su rol durante la Dictadura

Y de todas formas, como alguien por ahi comento, El día de hoy, puro "santón de pureza" pidiendo perfección... ¿cómo anda nuestra vida 1.0?

Enrique dijo...

Para entender algo más o referencias de las un parte el Papa Francisco me parece interesante este escrito sobre el discurso que dio en el cónclave el Crdenal Beroglio

http://www.zenit.org/es/articles/discurso-decisivo-del-cardenal-bergoglio-sobre-la-dulce-y-confortadora-alegria-de-evangelizar

Saludos y gracias por el excelente blog