26 de abril de 2015

Frases 26-IV-2015

Ya sabéis por el nombre de mi blog que soy como una urraca que recoge todo lo que brilla para llevarlo a su nido. Desde hace años, tal vez desde más o menos 1998, he ido recopilando toda idea que me parecía brillante, viniese de donde viniese. Lo he hecho con el espíritu con que Odiseo lo hacía para no olvidarse de Ítaca y Penélope, o de Penélope tejiendo y destejiendo su manto para no olvidar a Odiseo. Cuando las brumas de la flor del loto de lo cotidiano enturbian mi recuerdo de lo que merece la pena en la vida, de cuál es la forma adecuada de vivirla, doy un paseo aleatorio por estas ideas, me rescato del olvido y recupero la consciencia. Son para mí como un elixir contra la anestesia paralizante del olvido y evitan que Circe me convierta en cerdo. Espero que también tengan este efecto benéfico para vosotros. Por eso empiezo a publicar una a la semana a partir del 13 de Enero del 2010.

Te he hecho –le dice el Creador a Adán– ni celestial ni terreno, ni mortal ni únicamente inmortal, para que seas libre de modelarte y vencerte. Puedes rebajarte hasta las bestias y nacer de nuevo a semejanza divina. Los brutos llevan consigo desde el vientre de la madre lo que será toda su vida. Los espíritus superiores son desde un comienzo, o poco después, lo que siempre serán. Sólo a ti se te da la posibilidad de crecer y desarrollarte por propia libertad. En ti están sepultados los gérmenes de una vida cósmica.

Giovanni Pico della Mirandola. Discurso sobre la dignidad del hombre