16 de noviembre de 2016

Frases 16-XI-2016

Ya sabéis por el nombre de mi blog que soy como una urraca que recoge todo lo que brilla para llevarlo a su nido. Desde hace años, tal vez desde más o menos 1998, he ido recopilando toda idea que me parecía brillante, viniese de donde viniese. Lo he hecho con el espíritu con que Odiseo lo hacía para no olvidarse de Ítaca y Penélope, o de Penélope tejiendo y destejiendo su manto para no olvidar a Odiseo. Cuando las brumas de la flor del loto de lo cotidiano enturbian mi recuerdo de lo que merece la pena en la vida, de cuál es la forma adecuada de vivirla, doy un paseo aleatorio por estas ideas, me rescato del olvido y recupero la consciencia. Son para mí como un elixir contra la anestesia paralizante del olvido y evitan que Circe me convierta en cerdo. Espero que también tengan este efecto benéfico para vosotros. Por eso empiezo a publicar una a la semana a partir del 13 de Enero del 2010.

Tengo mucho miedo a esas pequeñas religiones muy arregladitas, demasiado decentes, al gusto pobre de los que las hicieron a su imagen. Prefiero estos misterios formidables que nadie ha acabado de abarcar; estas verdades que me conmueven y me zarandean, como el oleaje recio del océano hace a los nadadores. Amo a un Dios que me agita y me desconcierta. Si fuera sólo el eco de mis preferencias, sería otro yo; ya me cuesta mucho trabajo entenderme conmigo tal como soy. Seamos dos.

Pierre Charles S. J. La oración de todas las cosas. Miscuit vinum. (Sazonó el vino).



2 comentarios:

Anónimo dijo...

No hay nada como el encuentro con ese Dios que te cambia la vida. Pero esta en nosotros el ir una y otra vez a ese encuentro transformador. De lo contrario convertimos a Dios en nuestro "opio", una caricatura falsa que tanto mal a traído a la humanidad. Yo creo que seguir a Jesús es solo apto para valientes porque te lleva a vivir en un continuo vértigo de amor. Te recomiendo este video de un hombre muy preparado intelectualmente (abogado y contador entre otras cosas sino me equivoco) al cual Jesús llamó no solo como discípulo sino también como sacerdote. Con el paso del tiempo una enfermedad (esclerosis multiple creo) le impidió mover sus extremidades. Actualmente vive su enfermedad desde la entrega. Pude conocerlo personalmente y te puedo asegurar que nunca sentí con tanta certeza que enfrente tenia un santo.
Un abrazo desde Argentina.
https://www.youtube.com/watch?v=YLhY_KlqEOU

Tomás Alfaro Drake dijo...

GRACIAS Anónimo. Muy corto lo que dices e inmenso el testimonio de este sacerdote.

Abrazo

Tomas